martes, 3 de julio de 2012

LOVECRAFT VISTO CON MUCHO HUMOR POR ÁNGEL A. SVOBODA. ENTREVISTA AL AUTOR INCLUIDA

"SECRETOS ARCANOS"
ÁNGEL A. SVOBODA
DIBBUKS
En un mes en que se han dado curiosamente cita en nuestra cita con las reseñas varios libros de terror en muy diversos formatos y formas, os recomendamos que no dejéis pasar la oportunidad de descubrir, una vez más, la versatilidad de los autores de aquí desarrollando historias y personajes como los de los Mitos de Cthulhu y derivados de H.P. Lovecraft. Con una curiosa historia detrás en que su autor retuvo durante años y varios intentos este “Secretos Arcanos”, agradecemos a las coincidencias que finalmente acabase de dibujar las peripecias del Dr. Mento, Harry Callahan o Selma Pratchett (¿hace falta señalar procedencias?), porque el resultado es un muy divertido y entretenido cómic repleto, todo sea dicho, de muchísimas ideas, desencadenadas dosis de imaginación, buen hacer al guión y dibujo y, como aditivo de todo ello, altas dosis de humor en un relato para todos los públicos y edades. Además repleto de buenísimos extras, incluyendo las versiones de sus personajes principales a través de los lápices de José Luis Ágreda, Sergio Bleda, Gabriel Hernández, Jan, David Rubín y Carlos Vermut.



ENTREVISTA CON ÁNGEL A. SVODOBA
¿Tus lecturas obvias de todo Lovecraft compartieron horas con otros clásicos de ayer (Poe) y hoy (King o bien otros)?

La verdad es que me gusta mucho leer cosas muy diferentes. Mi libro favorito es "La historia interminable", que no tiene nada que ver con Lovecraft. Bueno, en todo caso pueden compartir las grandes dosis de imaginación. Obviamente he leído a Poe y a King y, por supuesto, a Lovecraft. Pero la verdad es que he crecido entre los típicos clásicos juveniles como Los Cinco, el fantástico Julio Verne y demás y conforme he ido añadiendo años a mi vida he abierto mi abanico pasando por cosas tan diferentes como Tolkien, Truman Capote o Paul Auster, amén de un largo etcétera. Como decía, me gusta la variedad, dentro de un espectro. Ah, y todavía me quedan obras de Lovecraft por leer. ¡Hay que alargar las cosas buenas...!

Miles de veces adaptado, recreado y reinventado, ¿cuándo y cómo se te ocurrió incluir el humor en los mundos de Lovecraft?
Pues lo cierto es que el primer dibujo de Secretos Arcanos data del año 98. Era diferente, con los personajes menos "monigote" pero se quedó guardado hasta el año 2000 en que decidí retomar el proyecto llevándolo a un terreno en el que me muevo mejor. En ese momento caí en la cuenta de que nadie hasta la fecha había hecho nada de Lovecraft en tono de humor. Al menos nadie con notoriedad y repercusión, que yo sepa.

 Leyendo tu trayectoria, queda claro que este ha sido un proyecto de largo recorrido. ¿Ha sido por falta de tiempo, apoyo o...?
Principalmente ha sido cuestión de falta de tiempo. La creación de Secretos Arcanos coincidió con la creación de mi propia empresa, una agencia de publicidad que se llama I am, I can. Esto me supuso centrarme mucho en la empresa para sacarla adelante y el cómic quedó temporalmente en un segundo plano. Tanto es así que ahora mismo ya soy el tercero que saca algo de Lovecraft en tono de humor. En todo este tiempo en el limbo se me adelantaron "El joven Lovecraft" y "La cripta del horror innombrable". Aunque me diferencio de estas geniales creaciones en que ambas son tiras cómicas y mi cómic es una aventura con toques de humor al estilo de clásicos como puede ser Spirou, salvando las distancias y las comparaciones.
Por otro lado tengo que decir que empecé haciendo historias cortas de Secretos Arcanos, pues nunca había hecho un cómic extenso. Finalmente las cosas que leo, de mayor extensión, hicieron que aflorara en mí la necesidad de contar historias largas. En ese momento mis "miedos" desaparecieron. Ahora ya tengo superado ese escalón entre la pereza y el miedo y sólo pienso en qué quiero contar ahora, sin tener en cuenta la extensión del proyecto.

Después del parto, ¿estás satisfecho tanto de la experiencia de haberlo llevado finalmente a cabo como del aspecto final de la criatura?
Satisfecho se queda corto. Estoy contentísimo con lo que ha supuesto a nivel de superación personal y, desde luego, con la edición de Dibbuks, que también me he encargado de diseñar a través de mi empresa. Lo cierto es que he tenido la suerte de vender el proyecto a una editorial que cuida muchísimo el acabado de sus publicaciones y tiene un catálogo que quita el hipo. El resultado me parece impresionante. Cuando me llegó el paquete con los ejemplares de muestra y lo abrí la sensación que tuve es indescriptible.

Con la que está cayendo por todas partes, ¿pinta mejor hacerse dibujante de cómics que vivir del mundo de la publicidad?
¡Ni de coña! Al menos en España. Por lo que tengo entendido, en países como Francia sí que se puede vivir de esto, pero aquí la cosa es más difícil. El mundo de la publicidad lleva doce años dándome de comer. Sin grades lujos, pero me da de comer. Es más fácil adaptarse y sacarle mayor rentabilidad a proyectos de diseño, publicidad e ilustración que a un cómic. Sé de dibujantes españoles que viven gracias al mercado francés y sus obras se publican allí antes que aquí. Incluso hay obras que ni siquiera llegan a publicarse en España. Pero yo soy optimista y no pienso bajarme de este barco.

¿Habrá que esperar menos para un nuevo proyecto largo hecho realidad?
Habrá que esperar, pero ojalá sea menos. Ahora mismo estoy inmerso en el guión de un proyecto que quiero vender, de un tema totalmente diferente a Secretos Arcanos. La verdad es que después de dos años intensos "arcaneando" me apetece tomarme un respirito antes de ver si vendo un segundo álbum del Doc y Harry. Y a la vez voy a resucitar a Malacara Jack en formato webcomic. Éste sí con historias cortas de una sola página con alma de tira cómica. Pero la segunda parte de Secretos Arcanos ya la tengo en la mente. Todavía no he escrito el guión pero ya tengo un montón de anotaciones y la idea general. 

¿Qué le da miedo a alguien que se permite el lujo de reirse de los Mitos de Cthulu?
No poder hacer cómics.

¿Adaptación favorita de Lovedcraft al medio gráfico?
Buf, qué pregunta más difícil. Podría nombrar a Breccia tal vez, o algún cómic influido por Lovecraft, como Hellboy, pero voy a hacer trampa y me voy a quedar con una edición de "El horror de Dunwich" que publicó la editorial Libros del Zorro Rojo y que está maravillosamente ilustrada por el argentino Santiago Caruso.

Y tus lecturas habituales  cuando no eres tú el que empuña el lápiz.
Soy adicto a Hellblazer, Hellboy, AIDP y, por supuesto, Superlópez. Pero también puedes encontrar en mi biblioteca Isaac el pirata, El Bosque de los suicidas, Watchmen, Dark Knight, Sin City, obras varias de Alan Moore, Sandman, Spirou, Perceván, Astérix, La Mazmorra, La Torre Oscura (hablando de Stephen King, je je...), Umbrella Academy, Courtney Crumrin, Bone, Atlas y Axis... ¡Es difícil parar de nombrar cómics que me encantan!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada