lunes, 19 de octubre de 2015

HE VUELTO...


Año curioso este 2015. Alegrías, más alegrías y todo tipo de experiencias en una imparable montaña rusa de sensaciones y vivencias con los pies en el suelo. 


Finales pausados y continuaciones que te dejan extraño sabor de boca. 

Pero al final todo vuelve a su sitio. Incluso creo más que nunca en el karma de las cosas y sobre todo de las personas. 

Lo que das es lo que recibes.  Lo que siembras lo que recoges y disfrutas.

Hacia adelante. Siempre. 

Por encima de los días lluviosos. Porque por esa gente especial a la que tú escoges y que te sigue acompañando merece la pena vivir cada día y cada minuto.

Carpe diem en la maravillosa rutina de quienes tenemos la gran suerte de tener rutinas.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada